AddThis Smart Layers

Enews And Updates

LOS PENDEJOX - Parte 1

La historia comienza en un barrio de Rosario, Argentina, todo parecía normal, era una vida tranquila en la que todos vivían en paz y armonía, cuando por problemas personales una mafia fue en busca de 4 familias en específico, Cashera, Peralta, Lopez y Lainos, al darse cuenta dichas familias que esta mafia estaba en busca de ellos, le advirtieron a los hijos que cuando escuchasen gritos y disparos estos se escondieran, por lo tanto llegó el momento en el que la Mafia fue en busca de estas familias y los niños hicieron caso a sus advertencias, luego de 1 hora de gritos y disparos, estos salieron de sus escondites para observar la situación, al ver que sus padres estaban muertos rompieron en llanto, estas personas seguían en las propiedades y estos raptaron a los niños.

 Luego de varios días de viaje, a estos los bajaron en una calle de Los Santos, los niños no se conocían, pero trabajaron juntos para poder subsistir en esa ciudad desconocida. Se mantenían robando celulares, carteras, joyas, entre otras y con el paso de los años fueron perfeccionando sus técnicas de robo.

Pasan varios años y los 4 con ya son mayores de edad, en este momento sus ambiciones eran un poco más grandes, en ese tiempo consiguieron ahorros suficientes hasta poder comprar una casa, y a partir de ahí se centraron más en robos a mano armada a tiendas, personas y tal vez secuestros, hasta que un día deciden meterse en el tráfico de armas de bajo calibre y sus dos primeros tratos fueron satisfactorios, luego de terminar el segundo trato correctamente los 'hermanos' decidieron tomar un descanso en la casa.

Lainos decidió ir a ver las noticias en la televisión y escucha lo siguiente: 'Joven mujer arrasa con media plantilla en el Sur de Los Santos, no se encuentran rastros de la misma en ninguna parte, su nombre es Olga Pérez, si la encuentran llamen inmediatamente al 911 -enseñan foto de la misma-', lo dejó pasar y fue en busca de un nuevo trato, pero esta vez, de calibre más alto.

OLGA ENTRA EN ACCIÓN

- Despierto en el medio de un pueblo... no veo señal de vida en ninguna parte... Lo único que tengo es esta radio vieja con una nota que dice: 'Graba tu día a día'. No sé quién soy ni donde estoy, iré en busca de alguien para preguntar qué hago aquí.

Luego de horas de búsqueda en todo el pueblo es oficial que no hay completamente nadie, estoy sola. Ya que tengo esta radio grabaré algo: -'Estoy en un lugar que desconozco, no sé quién soy ni que hago aquí, tendré que averiguarlo por mí misma, lo único que recuerdo es haber hecho esa matanza a la pandilla... fue divertido -dice sonriendo-, parezco drogada, alguien me trajo aquí y por alguna razón'

Dijo y continuó recorriendo el pueblo.

- Luego de varios minutos buscando y rebuscando a alguien, caí al suelo, no tenía fuerzas, la droga era muy fuerte y estaba surtiendo efecto, no podía caminar y no sentía mis brazos. 

Luego de varios minutos de estar tirada en el suelo veo una luz, un auto negro.

Como última esperanza, Olga, se levanta con todas sus fuerzas y comienza a gritar: -¡AYUDENME! -dice con poca voz- ¡NECESITO AYUDA!

El coche se detiene a su lado y la ventanilla del copiloto se baja.

Era un hombre blanco, vestido formalmente, con lentes de sol negros y veía que tenía una pistola en su mano. -pensé aterrada-

Olga: Necesito ayuda, no sé cómo llegué aquí ni donde estoy, ¿podrían darme un aventón?
 Desconocido: Sí, (dijo el misterioso hombre de traje) suba por favor.

Subo al coche y noto un ambiente oscuro, misterioso y soberbio, pero me siento segura y a la vez presionada.

Desconocido: Así que... ¿no sabe cómo llegó aquí? - pregunta el hombre de traje.
Olga: Sí, no tengo la más mínima idea de donde estoy siquiera.
Desconocido: Muy bien, la dejaremos en este 24/7 para que compre algo de beber, acepte esto como un regalo - dice estirando su brazo derecho con un billete de 5 dólares.
Olga: Muchas gracias señor, ahora vuelvo -dice abriendo la puerta del auto y dirigiéndose al 24/7.

Luego de verificar que la mujer entra en el 24/7, los dos individuos que estaban dentro del coche comienzan a conversar, el piloto no había dicho una palabra en todo el viaje.

Desconocido: ¿Viste quién era esa mujer, Tobias? - dice el copiloto

(Aquí es cuando el conductor se convierte en Tobias, nombre del mismo, al haberlo nombrado)

Tobias: Sí, es la mujer de la que me hablaste que viste en las noticias, ¿verdad? -dice preguntando-
Desconocido: Exacto, la misma mujer, lo bueno es que no recuerda nada, y ahora que estamos de camino al tráfico de armas la podemos usar a nuestro favor... si es que sigue teniendo las mismas habilidades que antes.
 Tobias: No es una mala idea Nahuel, pero hay que confirmar que sigue teniendo la misma puntería, podría cagarnos todo el negocio.

(Aquí el copiloto se convierte en Nahuel, nombre del mismo, al haberlo nombrado)

Nahuel: Tranquilo... todo saldrá bien, como los anteriores negocios, ¿sí?
Tobias: Bueno, confiaré en ti.
Nahuel: No te hagas problema, es toda una asesina, solo está un poco confundida.

Luego de varios minutos, la mujer sale del 24/7 con una Sprunk en la mano, dirigiéndose hacía el coche negro.

Olga: Bueno, ya tengo algo para beber, ¿alguien quiere? -dice la mujer
Nahuel: No, muchas gracias. -Dice el copiloto

El conductor gira la cabeza de izquierda a derecha negando.

Olga: Bueno, me pueden llevar hasta LS, ¿por favor?
Nahuel: Sí, sube, pero tienes que hacerme un favor, Olga.
Olga: Ehmm, ¿me hablas a mí? -dice la mujer
Nahuel: Sí, ese es tu nombre, ¿verdad?
Olga: Ya les dije que, literalmente, no recuerdo nada. -dice confusa
Nahuel: Bueno, sube que te tengo que enseñar unas cosas rápidamente.

La mujer sube al coche y toma un sorbo de su Sprunk.

Nahuel: Mira, esto es una 9mm, ¿Sabes disparar? -dice mientras le entrega el arma-
Olga: Mmm... tengo un solo recuerdo en mi cabeza, y era yo haciendo una matanza, préstamela. -dice tomando el arma-
Nahuel: Muy bien, ten cuidado, es algo peligroso, tómalo ligeramente y ojo que no tiene el seguro puesto.
Olga: ¿Qué no tiene qué? -dice disparando sin querer y rompiendo un vidrio del auto accidentalmente-
Nahuel: El seguro... -dice algo enfadado-
Olga: Lo-lo siento, no era mi intención hacerlo, enserio.
Nahuel: Muy bien, te explico la situación, presta atención, iremos a traficar un par de armas que tenemos en el baúl, tu solo tienes que tener el arma en la mano, y disparar si ellos lo hacen, ¿entiendes?
Olga: Sí, entiendo perfectamente.

Dirigiéndose hacia el punto de tráfico, el piloto da una advertencia al estar a unos 200 metros:
- Estamos cerca de nuestro objetivo, todos verifiquen sus armas y estén listos para cualquier cosa.

Estoy nerviosa, no recuerdo muy bien cómo se usaba esto, pero a la vez sí, es como si lo hubiese hecho antes… es… raro. -dice en su cabeza

Entrando en el callejón en el que pasaría todo, se ve un coche al final, dos hombre fumando y armas encima del capó. Se baja el conductor y luego el copiloto, luego de eso, Nahuel el copiloto, golpea mi ventana y dice -'Sal de ahí'-, seguidamente abro la puerta y me bajo del coche.

Nahuel, el copiloto, se dirige a la parte trasera del auto, sacando dos M4s y dirigiéndose hacia los compradores.

+Son 30.000 por las dos, dijo Nahuel.
-Muy bi-, espera, ¿no era 20.000? -dice el desconocido-
+No señor, cada una 17.000, 30.000 por las dos unidades.
-Pero tú me dijiste 20.000, eso escuché y estoy muy seguro -dice enojado-
+Señores -dice mirando a los dos desconocidos- los dos sabríamos que si las vendiese a 20.000 sería muy barato, ¿no?
-Pues, te lo diré fácil, o me las das por ese dinero o tú y tu compañero se van muertos, la señorita no porque la quiero para mí.
Mientras tanto el piloto va encendiendo el coche y abriendo mínimamente las puertas.
+Escúcheme, 30.000 es un buen trato, ¿no?
-No me importa si lo es o no lo es, 20.000 o se mueren todos aquí -dice levantando su arma-

Continuará... 

[Puedes leer la segunda parte haciendo click aquí]

Escrito por Guingardin Ver más de este autor

No hay comentarios :

Publicar un comentario

 

Síguenos





TOP 3